Caza de delfines rosados

El Ministerio de Ambiente emitió una alerta dirigida a las Corporaciones Autónomas Regionales (CAR) de la Orinoquía, “a propósito de la muerte de dos delfines rosados en la desembocadura del río Cravo Sur, en Orocué”.
Esta semana se conocieron fotografías que documentaban el asesinato de dos toninas (como también se les llama a los delfines rosados) en Orocué, Casanare, a orillas el río Meta. Según información preliminar, la caza de este mamífero en peligro de extinción habría sido ejecutada por pescadores que se lucran de la extracción de su aceite. (Leer ‘Denuncian que están matando delfines rosados para vender su aceite’)
“Tanto las corporaciones como el Ministerio de Ambiente ya hemos declarado alerta, sobre todo en Meta, Casanare, Arauca y Vichada, para que tanto comunidad como instituciones públicas estén atentas para que no se presenten estos hechos”, dijo el ministro de Ambiente Luis Gilberto Murillo.
La alerta de Cormacarena cobija a Bocas del Manacacía, en el municipio de Puerto Gaitán, donde se encuentran los ríos Meta, Yucao y Manacacías. Hasta las autoridades ambientales han llegado denuncias sobre una pesca ilegal de delfines rosados en la zona.
La directiva ministerial “pide a las autoridades y a las corporaciones determinar quiénes son los presuntos infractores y las circunstancias en las que se desarrollaron los hechos delictivos, que se han vuelto reiterativos”.

El Tiempo
Con la tecnología de Blogger.