El más opcionado, pero el más cuestionado

Todos los partidos políticos tienen candidato para la Gobernación del Vichada. Luis Carlos Álvarez, de Cambio Radical y el Partido de la U, es el más opcionado, pero también el más cuestionado.
El Vichada es el segundo departamento más grande de Colombia, con más de 105 mil kilómetros cuadrados, pero al mismo tiempo el segundo más despoblado del país, pues sólo tiene poco más de 71 mil habitantes, es decir, menos que el municipio de Chía. De manera que las elecciones allí no son las más disputadas, aunque aseguran que sus votos son los más costosos para los corruptos, ya que los traslados de sufragantes hasta allá deben incluir pasajes, alojamiento y otras promesas. Un voto puede costar más de $300 mil.
Para las elecciones del 25 de octubre, el panorama a la Gobernación luce más bien llano. Seis candidatos se disputan el primer cargo del departamento, pero desde ya se da por ganador al hombre de la cuerda del actual gobernador, Andrés Espinosa. Se trata de Luis Carlos Álvarez, persona popular en Cumaribo, el municipio más grande de todo el país, con 74 mil kilómetros cuadrados de superficie.
Se dice que es alguien “muy querido” y de familia campesina. “Es finquero y tiene conexiones con el sector transportador. Empezó siendo camionero y conoce como pocos el departamento. Ha ido de resguardo en resguardo buscando los votos”, explica una fuente que no oculta su apoyo a Álvarez, quien tiene el aval de la U, Cambio Radical, Aico y ASI. También cuenta con el apoyo de la representante a la Cámara Nery Oros.
En Vichada pocos dudan de que Álvarez ganará. Sin embargo, no han faltado las voces que lo señalan de haber tenido negocios con Germán Orlando Espinosa –hermano del actual gobernador, Andrés Espinosa–, quien fue condenado por la Corte Suprema por porte y fabricación de estupefacientes.
También aspira a la Gobernación Rosalba Jiménez. Una indígena nacida en Cumaribo, quien se dio a conocer por su trabajo como educadora y está avalada por el Polo Democrático. En el partidor está igualmente Henry Silva, quien aspira por el Partido Liberal y es oriundo de La Primavera. Es hermano de Julián Silva, quien fue representante a la Cámara y hoy aspira a la Alcaldía de La Primavera. Silva tiene el respaldo del actual representante Marco Rodríguez y aspiró en las pasadas elecciones a la Gobernación, pero quedó de tercero.
Por el Centro Democrático aspira Gustavo Londoño, un empresario que tiene propiedades en La Primavera. No es muy conocido en la región, pero cuenta con un fuerte respaldo de los empresarios, y aunque no tiene muchas posibilidades, podría dar la sorpresa.
La otra mujer que aspira a ser gobernadora del Vichada es Claudia Cepeda, avalada por la Alianza Verde. En las elecciones parlamentarias del año pasado se postuló a la Cámara, pero no alcanzó la curul, pues obtuvo poco más de 300 votos. Su familia también es de La Primavera y tienen una iglesia evangélica.
Y finalmente, en la pugna está el general (r) Alfredo González, a quien se le conoce como El Pote. Tiene el aval de MAIS y es nacido en Puerto Carreño. Según se dice en la región, su hermano, que ya murió, tuvo mucha representación política y estuvo en la Cámara de Representantes, pero esos votos no le han sido heredados.
Es así como el panorama a la Gobernación del Vichada tiene más certezas que dudas. Sin embargo, en esta región las elecciones tienen un papel secundario. Por estos tiempos más importan que se resuelva la situación con Venezuela, pues allá sí que es cierta la frase de que somos pueblos hermanos. En Puerto Carreño la energía viene del vecino país y el pueblo llanero nada idolatra más que el río Orinoco, vena hídrica que une a los vichadenses y los apureños, quienes por ahora gozan de la normalidad en sus relaciones y la pelea Santos-Maduro aún no tiene mayor importancia.

Con la tecnología de Blogger.