Todo el mundo es doctor hasta que no se demuestre lo contrario

Muchos habrán escuchado la palabra Doctor, tal vez más veces en su vida de las necesarias. Esto se debe a que en Colombia, especialmente en el Vichada, se ha abusado de este término, y ahora hay más doctores que gente sobre la tierra.
Origen
Doctor es un término (de origen latino) que, de acuerdo a Wikipedia, RAE y Wordreference, se usa solamente en dos casos:
1. Persona que ha adquirido el nivel universitario más alto y obtiene el título de doctorado.
2. Título que la Iglesia (católica) otorga a algunos santos (doctor de la Iglesia)
Hay muchas naciones que de manera coloquial aceptan el uso de este término como sinónimo de 'médico'. Fuera de estos casos, no existe otra referencia aceptada, salvo las citadas en el Cine y la TV, a personajes conocidos como Doctor House (Serie de TV de Fox), Doctor Who (BBC) y Doctor Muerte (Apodo del tutor de Osama Bin Laden), entre otros
Un ejemplo del uso de este término es la denominación de doctor philosophiae, que se abrevia como PhD, es utilizada en diversos países para referirse a todo tipo de orientación científica. Ciertos doctorados cuentan con sus propios acrónimos, como DBA, Ed.D o Th.D.
También está el título doctor honoris causa, que se entrega a un profesional que se ha desempeñado de forma ejemplar; dicha mención suele realizarla una universidad para reconocer a dicho sujeto como una persona eminente, pero en ningún caso el reconocimiento es dado por la población civil.
El síndrome de doctor
En algunos países de latinoamérica, como en Bolivia, Perú, Argentina, Colombia, Venezuela y Brasil, se utiliza de manera coloquial el termino "Doctor" para referirse a un abogado, no así en México, Guatemala, Cuba y Chile, entre otros.
Colombia es un caso excepcional, ya que a los abogados, ingenieros, médicos y otras profesiones principalmente cuando estos profesionales han logrado una alta posición directiva en alguna entidad gubernamental, privada o universidad, les llaman Doctor, supuestamente como título de respeto y reconocimiento, aunque esto no siempre es así y se encamina más hacia la adulación.
De acuerdo a la revista Portafolio "La costumbre de llamar doctor a quien se pone corbata y que refleja algún grado de influencia (...) se ha afianzado y generalizado en los 30 o 40 años más recientes, ampliándose a quienes usaban anteojos –que no eran pocos, porque la cirugía del ojo es relativamente joven–. Y más recientemente, aparecieron las doctoras, quizá con el movimiento de la liberación femenina",
Doctores en el Vichada
La población de este departamento se ha caracterizado por llamarle "doctor" a casi cualquier persona que trabaje en una entidad estatal, vista mas o menos "bien", se exprese un poco diferente de los autóctonos y tenga aspiraciones políticas. No necesariamente debe ser profesional. El único requisito es "impresionar" o "sobresalir" por encima del resto.
Vichada va más allá y "clasifica" a los doctores. Por ejemplo existen doctores del común, que son cualquier cristiano que no sabemos cuál es su profesión, o que simplemente no recordamos su nombre. En estos casos la mejor salida es llamarle doctor.
El segundo caso son los abogados y políticos, que insisten en que los llamen Doctor por encima de cualquier cosa y se ofenden si no lo hacen. Y por último, el peor de todos. Profesionales vinculados directa o indirectamente a las administraciones actuales y/o entidades de orden nacional con sede en el Vichada, que de alguna manera creen fervientemente que alguno de sus ancestros tuvo alguna conexión con la monarquía europea o la élite norteamericana (así sea lavando platos) o que hayan realizado algún curso en el extranjero (Consideran "estudios en el extranjero" todo lo que no sea en el Vichada. Puede ser Bogotá). Se caracterizan por tener un excesivo ego, son altamente arrogantes y atentan contra todo aquel que no le rinda pleitesía, pero cuando de honestidad se trata son tan derechos como un banano.
Los verdaderos doctores
La realidad detrás de esto es que en Colombia hay menos doctores de verdad que en el resto de los países de su entorno. De acuerdo con el Consejo Nacional de Acreditación, en el 2007 había 584 doctores graduados en el país, la gran mayoría en los últimos cuatro años, frente a Chile, que gradúa 600 por año –con la tercera parte de nuestra población–, 2.700 en México, y más de 11.000 en Brasil. 
Según la Oecd, Suiza tiene 452 doctores por cada millón de habitantes, Estados Unidos 209, España 165, México 33 y Chile 23. 
En resumen, Colombia no tiene casi doctores de verdad y  el Departamento Vichada mucho menos. De acuerdo a estadísticas consultadas, este departamento no ha graduado a ningún profesional con el grado de doctorado, ni tampoco el Consejo Nacional de Acreditación ha reportado de la existencia de estos radicados en el departamento y trabajando a tiempo parcial o completo.
Uso correcto de las profesiones
Un profesional es toda aquella persona con un reconocimiento de grado universitario, técnico o experto en cierto tema, disciplina o arte. Los profesionistas se dividen en técnicos, ingenieros, licenciados, médicos y maestros.
Su clasificación la determina la Organización Internacional del Trabajo (OIT) a través de la Clasificación Internacional Uniforme de Ocupaciones (CIUO). Cada profesión debe ser llamada por su nombre, ejemplo: Antropólogo, Arqueólogo, Bibliotecólogo, Analista Político, Comunicador social, Filólogo, Filosofo, Geógrafo, Historiador, Traductor, Licenciado en Literatura, Periodista, Psicólogo, Publicista, Licenciado en Administración de Recursos Humanos, Licenciado en Relaciones Internacionales, Administrador de Empresas, Sociólogo, Asistente Social, Traductor, abogado o licenciado en leyes, etc
Por tanto, la próxima vez que vayan a llamar a alguien "doctor", piénselo dos veces; lo más probable es que no lo merezca.
Con la tecnología de Blogger.